La velocidad con la que evolucionan los canales de comunicación en internet hacen que surjan nuevas estrellas imposibles de imaginar años atrás. Este es el caso de Jerome Jarre, un artista de Vine (una aplicación para grabar vídeos de 6 segundos) y Snapchat (otra app para compartir fotos con texto). Poco a poco, y gracias a sus creatividad e ingenio usando estas herramientas, se ha ganado la fama y el favor de millones de seguidores de todo el mundo, llegando a ser tan famoso en EEUU como alguna estrella de Hollywood.

Hace unas semanas una agencia de publicidad quiso comprar su puesta en escena a cambio de un millón de dólares. En torno a esta historia, Jerome nos cuenta su difícil y peculiar infancia y posterior adolescencia. Lo que hace y el motivo por el que lo hace nos dará una lección a todos.

Gente así se merece todo nuestro respeto. No os lo perdáis.

Original: Jerome Jarre

Publicado en Miscelánea