Si hay algo en lo que destaca el arquitecto Santiago Calatrava, es por lo mucho que han dado que hablar sus obras, ya sea para bien o para mal. Es cierto que, durante las dos últimas décadas, ha sido considerado como uno de los arquitectos más importantes del mundo y un modelo seguir, pero en los últimos años hemos visto cómo su fama navega por un mar de críticas que juegan en su contra. Hoy queríamos centrarnos en una de sus obras más controvertidas, y que ha generado un inmenso debate en la ciudad de Venecia. Me refiero al puente de la Constitución:

Puente de la Constitución de Calatrava, situado sobre el Gran Canal de Venecia, que comunica la Piazzale Roma con la estación de Sta. Lucía.

Puente de la Constitución de Calatrava, situado sobre el Gran Canal de Venecia, que comunica la Piazzale Roma con la estación de Sta. Lucía.

Estéticamente no podemos negar que es espectacular, pero parece que no es tan funcional como cabía esperar. Con un coste de 11,2 millones de euros, el puente se construyó con la intención de agilizar el paso entre la estación de Sta. Lucía y la ciudad. Lo malo es que sus escalones, que a simple vista no parecen irregulares, dificultan el tránsito de los viajeros que portan maletas. Eso sin contar con la superficie de cristal, que ha provocado numerosas caídas.

El presentador del programa Grandes fracasos de la ingeniería, Justin Cunningham, se ha desplazado hasta allí para contarnos de primera mano lo que piensan los venecianos de la obra de Calatrava y el riesgo que supone cruzarla.

Fuente: XO CO

Publicado en Hogar