¿Cuánto cuestan las cosas? Sencillo, mi profesor de economía diría que “el precio que estemos dispuestos a pagar por ellas”.

Y efectivamente es así, la ley de la oferta y la demanda fija un precio aproximado para el consumidor, quién decide si merece la pena adquirir ese bien en función de su percepción.

Esta percepción puede verse afectada según cuales sean nuestras motivaciones, valores o necesidades, así como del dinero del que dispongamos.

Cuando observamos un producto a un buen precio, consideramos la compra y tomamos una decisión. Hay quién valora la calidad, el material, la durabilidad, la marca o simplemente el precio; pero muy pocos consumidores entramos a valorar su procedencia.

Porque ¿cómo puede ser que dos camisetas iguales puedan tener un precio tan diferente?

Nadie da “duros a cuatro pesetas”, y si han conseguido bajar el precio hasta un margen ínfimo sin variar el material, es a costa de algo o alguien.

No te pierdas esta gran campaña de concienciación sobre nuestra percepción a la hora de adquirir una camiseta al fantástico precio de 2€ y todo lo que esta acción esconde.

Original: The 2 Euro T-Shirt – A Social Experiment

Publicado en Miscelánea