Cada vez las viviendas son más pequeñas. Tenemos que calcular casi al milímetro todos y cada uno de los muebles que queremos colocar en nuestro hogar.

Sin embargo, hay muchos elementos de los cuales podemos prescindir sin mayores problemas. En realidad podríamos vivir sin la mayoría de las cosas que tenemos, pero nuestra comodidad se resentiría de uno u otro modo.

Uno de los electrodomésticos más útiles de cuantos tenemos es, sin duda, la lavadora. El problema es que, en un piso de dimensiones exiguas, este aparato puede llegar a ocupar un espacio muy valioso.

La empresa coreana Samsung, en colaboración con el diseñador Wonkyun Jang, han pensado en esta problemática y han desarrollado una ingeniosa solución. Se trata de una mini-lavadora que podemos colgar en la pared con la que podremos ahorrar mucho espacio.

Este electrodoméstico tiene un tamaño reducido, por lo que está pensado para personas que vivan solas o tengan pocas prendas que lavar.

Además, la mini-lavadora incorpora un sistema de secado para la ropa bastante ingenioso. Aprovechando el calor que genera su motor, y con ayuda de un potente ventilador, esta lavadora secará nuestra ropa eficazmente. Al estar colocada la ropa en perchas y recibir un flujo de aire desde arriba, en la mayoría de los casos, no habría que plancharla.

A través de una rejilla, el aire caliente es enfocado directamente sobre la ropa mojada. De este modo, conseguiremos que nuestras prendas queden secas en cuestión de minutos y sin necesidad de consumir energía extra.

Un invento muy interesante pero que, de momento, es solo un prototipo. Si la veremos finalmente o no a la venta, es algo que solo saben los directivos de Samsung.

Desde luego, la idea resulta bastante atractiva. Puede ser la solución definitiva a esos hogares que carecen de lavadora por falta de espacio.

Fuente: Ecoinventos, artículo por La Voz del Muro

Publicado en Miscelánea