Se puede hacer música prácticamente con cualquier cosa, pero a veces hay que tener mucha imaginación, así como habilidad y oído musical.

Esto es precisamente lo que hizo Duncan de Heusden cuando compuso un breve clip de jazz que suena increíblemente bien a raíz del sonido que hace la guantera de un coche.

La canción, My car plays light jazz, está causando sensación en internet y no nos extraña, pues este joven promete ser un gran talento.

Heusden asegura que tomó el clip de la guantera de internet, y es que él ni tan siquiera tiene coche propio. El resultado le ha servido de inspiración para formar una banda de jazz, pero aún tendremos que esperar para ver más resultados.

A continuación, os dejamos la prueba fehaciente de que se puede crear música con práctiamente cualquier cosa.

Vía: Duncan de Heusden

Publicado en Cultura y ocio