18 joyas familiares que son tesoros para sus dueños

Publicado 11 marzo, 2022 por redaccion
PUBLICIDAD

Los tesoros los puedes encontrar en casi cualquier parte del mundo y pueden venir en todos los tamaños, sin embargo, el valor sentimental que tiene uno familiar no tiene precio.

Cuando vienes de un hogar ancestral o simplemente algún miembro de tu familia comenzó a coleccionar piezas u objetos antiguos, estos se convierten en parte de tu propia historia.

A menudo pasa que cuando estás buscando alguna cosa perdida o un documento para cierto trámite te llevas una sorpresa al encontrar un tesoro que le pertenecía a un ser querido, tal vez son fotos viejas o joyas antiguas que sin querer se volvieron una reliquia.

También es muy habitual que cuando fallece alguien de la familia, el pariente más cercano o querido es el que se lleva la herencia. La verdad es, que aunque tengan un valor económico, lo que motiva a las personas a pasar su accesorio es que siga una tradición y que se transmita de generación en generación.

A continuación, te mostramos 18 casos de personas que pasaron sus joyas a sus hijos, nietos o un ser querido con la intención de volverlos tesoros familiares.

1) “Este hermoso collar de zafiros fue un regalo de mi abuelo a mi abuela”

2) «Este encantador colgante de cuarzo rosa y amatista me lo regaló mi abuela».

3) “El anillo de la Serie Mundial de mi abuelo es el premio que le dan a los jugadores de las Grandes Ligas”

4) “La abuela me dio su anillo y me dejó cambiarlo un poco. Lo rediseñé y ahora es más moderno, pero sigue teniendo la misma esencia»

5) “La abuela me dio un anillo que era de mi abuelo y que conservó después de su muerte”

7) “No sé cuántos años tiene, pero mi bisabuela me lo heredó”

8) «Esta belleza de tanzanita y diamantes fue usada por mi abuela».

9) “De niña, amaba el lujoso anillo de compromiso de mi abuela, y decidió regalármelo”

10) “Durante casi un siglo de antigüedad, el anillo de amatista estuvo bastante sucio, pero lo restauré”

11) “Inicialmente, estos eran aretes simples y sin brillo, eran reliquias familiares. Cuando llegaron a mí, los limpié y agregué perlas”.

12) “Mamá se ha ido, pero conservo cuidadosamente sus joyas favoritas. Esto es solo una parte”.

13) “Mi abuelo hizo este anillo él mismo. Para mi mamá.»

14) “Mi abuela tiene muchos anillos diferentes, y cuando crecí, me permitió tomar cualquiera”

15) “Hace 45 años mi abuelo le regaló este anillo a mi abuela. Antes de irse, ella me lo dio”.

16) “Un anillo muy bonito que me dejó mi abuela”

17) “Conseguí el anillo de mi bisabuela. Este es un topacio azul y un diamante, un trabajo muy hermoso”.

18) “Obtuve el anillo de mi madre, y su abuelo se lo dio”.

PUBLICIDAD
Otros artículos de esta categoría...