in

3 cambios en la dieta que reducen el riesgo de cáncer en un 86%

Una investigación reciente revela que incrementar el consumo de fruta y pescado, así como la reducción de las bebidas gaseosas, son uno de los aspectos más importantes de una dieta mediterránea.

Individualmente, cada uno de estos cambios en nuestra dieta reduce el riesgo de desarrollar pólipos colorrectales precancerosos en más del 30%, según los investigadores. Si adoptáramos estas 3 opciones saludables reduciríamos el riesgo de padecer tales lesiones hasta en un 86%, añaden.

Los resultados revelaron, además, que comer solo dos o tres comidas típicas de una dieta mediterránea -como, por ejemplo, optar por el aceite de oliva en lugar de mantequilla- existe la mitad de riesgo de desarrollar este tipo de pólipos.

El cáncer colorrectal se asocia a una dieta baja en fibra, con grandes cantidades de carne roja, alcohol y alimentos con alto contenido calórico.

¿Cómo se llevó a cabo el estudio?

Investigadores del Centro Médico de Tel Aviv analizaron los cuestionarios dietéticos de 808 personas sometidas a revisión o a un diagnóstico de colonoscopia.

Todos los participantes tenían edades comprendidas entre 40 y 70 años y no tenían un alto riesgo de padecer cáncer colorrectal o intestinal. 

Una dieta mediterránea fue definida como el consumo de cantidades saludables de fruta, verduras, legumbres, frutos secos, semillas, granos enteros, carne y pescado, así como una alta proporción de grasas monoinsaturadas como las del aceite de oliva.

La dieta también implica un consumo bajo en carne roja, alcohol y alimentos de alto contenido calórico.

Resultados clave

Los resultados revelaron que las personas cuyas colonoscopias mostraron pólipos avanzados habían informado que consumían menos alimentos propios de una dieta mediterránea.

Incluso comer dos o tres comidas típicas de la dieta mediterránea reduce a la mitad el riesgo de desarrollar pólipos. Las altas cantidades de frutas y pescado, así como un bajo consumo de refrescos, parecen ser la mejor combinación para reducir el desarrollo de pólipos avanzados.

Los hallazgos de este grupo de investigación fueron presentados en el ESMO, XIX Congreso Mundial sobre el Cáncer Gastrointestinal.

Lo que dicen los expertos

La autora del estudio, Naomi Fliss Isakov, dijo:

Hemos encontrado que cada una de estas 3 opciones se asociaba con una reducción de algo más del 30% de posibilidades que tiene una persona de padecer una lesión colorrectal avanzada, pre-cancerosa, en comparación con aquellas personas que no consumen ningún componente de la dieta mediterránea. Las personas que cumplían estas 3 opciones tenían un 86% menos de probabilidades de padecer este tipo de pólipos”.

Tras oír los resultados, Dirk Arnold, del Instituto CUF de Oncología de Lisboa, dijo que este gran estudio de control es una prueba fehaciente que confirma la hipótesis de la asociación de los pólipos colorrectales con la dieta y otros factores de estilo de vida.


What do you think?

0 points
Upvote Downvote