in

5 trucos caseros y rápidos para mejorar la calidad de tus fotografías

La fotografía gana adeptos cada día. Tanto si eres un experto, como un principiante conseguir una fotografía perfecta es una tarea complicada y laboriosa. 

El fotógrafo profesional Sheldon Evans es un apasionado de este arte. Como muchos otros, siempre está en busca de la mejora en sus instantáneas y eso le hace experimentar mil y una formas de hacer fotografías. En esta ocasión nos quiere mostrar 5 trucos rápidos y sencillos para mejorar considerablemente el aspecto de nuestras imágenes.

Lo mejor de todo es que no hace falta gastarnos un dineral en material para poder poner en práctica sus trucos. La mayoría de ellos utilizan objetos de andar por casa, pero no te engañes, sus resultados son inmejorables. 

Fotos más cálidas

Este truco es sencillo y servirá para dar un tono más cálido a las fotos y menos quemado. Tan solo tienes que coger una bolsa de plástico del supermercado, la llenas un poco de aire y la atas. La colocas pegada al flash de tu cámara, con cuidado de que no tape el objetivo, y disparas.

Con este truco los retratos que hagas con l luz del flash quedarán mucho mejor, solo tienes que ver el antes y el después en las siguientes fotografías.

Antes

Después

Efecto travelling casero

Seguro que conocéis este efecto cinematográfico aunque no supieseis su nombre. Lo habéis visto en multitud de películas. Es simplemente el desplazamiento de la cámara mientras está grabando.

Para conseguir un travelling fluido existen varios trucos, aunque el que os vamos a contar hoy es de los más sencillos y baratos. Tan solo tenemos que colocar una toalla debajo de nuestra cámara y arrastrarla poco a poco y a una velocidad constante. Este efecto quedará muy bien en nuestras grabaciones caseras

Falso fondo para fotografía macro










Si nos gusta la fotografía de figuritas o de objetos pequeños, este truco es indispensable. Con el podremos proveer del fondo que nos interese a nuestra instantánea, sin necesidad de editarla después.

Necesitaremos una pantalla donde poner el fondo que prefiramos (en el ejemplo usamos la de un ordenador portátil). Ahora solo tenemos que enfocar el objeto que queremos fotografiar y procurar que no se vean los bordes de la pantalla. El resultado puede ser tan bueno como en la siguiente imagen. 

Efecto quemadura de la película

Podemos conseguir el efecto de los negativos quemados de antaño de una forma bastante rápida y sencilla. Tan solo tenemos que colocar una cerilla enfrente del objetivo (con cuidado de no acercarlo demasiado a la cámara) y hacer la fotografía. El efecto que se consigue es bastante interesante.

Efecto destellos de lente

Otro efecto que puede quedar genial en nuestras instantáneas el de los destellos en la lente. Para conseguirlo solo necesitamos colocar un cd delante del objetivo de la cámara, y moverlo hasta que consigamos el reflejo que nos interesa. Las fotografías que hagamos pueden quedar tan interesantes como la siguiente. 

En el siguiente vídeo podréis ver como se llevan a cabo todos estos trucos en movimiento

What do you think?

0 points
Upvote Downvote