Un gran soñador Sabe que los grandes Sueños vienen de Dios.

Creo que la mente del hombre por sí sola no puede originar un pensamiento o una idea mas grande que las ideas que Dios puede hacer; Todo lo que se ha descubierto para el desarrollo y el avance de la humanidad, ha venido de la mente de Dios a la mente del hombre como una bendición.

Pues allí, en la mente infinita y sabia de Dios es donde se originan las grandes ideas que el hombre puede recibir como una revelación que, luego de ejecutarlas se convierten en un beneficio para otras personas.

Nadie puede negar, por ejemplo, que ha sido una bendición el teléfono para nosotros. De acuerdo con la historia oficial, el primer aparato telefónico lo invento Alexander Graham. Ahora ¿se origino en la mente de Alexander de forma natural esas ideas? Creo que no, Pienso que toda esa iluminación vino de la mente de Dios a la mente de Alexander para el comienzo de la telefonía en el mundo. 


Debido a esto me he dado la tarea de pedirle a Dios en Oración que traiga a mi mente los planes y sueños que él tiene para mi vida. Le he dicho en oración que revele a mi mente ideas, estrategias e innovaciones que pueda accionar, y a través de ellas, ser una bendición para otros.

Este articulo ahora se encuentra en tus manos, creo que vino de la mente de Dios a mi vida para que sea una bendición para ti.

Le pido a Dios que te de muchas ideas porque creo que para todos sus hijos él tiene un plan bien diseñado y un conjunto de estrategias que todavía están en procesos de ser reveladas en mi corazón. Es más, debemos estar convencidos de que lo que Dios tiene para cada uno de nosotros, ha existido aun antes de que nosotros existiéramos. 

Por eso un soñador es una persona que está conectada con el sueño de Dios de tal manera que su pasión por realizarlo no le permite enfocarse y perder el tiempo en otros asuntos que realmente no tienen gran importancia.

Si tu eres un soñador de Dios necesitas estar conectado con la fuente y creer que el hará posible ese sueño no importando los obstáculos que se te puedan presentar, necesitas creer y poner la pasión necesaria para ver tu sueño en Dios hecho una realidad de lo contrario tu paso por la vida será un desperdicio.

Publicado en Relatos