in

Cardio vs pesas: una instagramer nos muestra su transformación y desata la polémica

La blogger y experta en fitness, Rebecca Catherine Smith, ha vuelto a reabrir el eterno debate sobre qué es mejor: hacer cardio o pesas.

Smith confiesa haber practicado ambos tipos de entrenamiento y aporta una serie de fotografías para ilustrar cómo ha cambiado su cuerpo en consecuencia.

Cardio VS pesas

Muchas mujeres creen erróneamente que, por el hecho de entrenar con pesas e introducir batidos de proteínas en su dieta, van a convertirse en una versión masculinizada y musculosa de sí mismas, por lo que basan su entrenamiento exclusivamente en ejercicios cardiovasculares.

“Es cierto que introducir las pesas en mi entrenamiento ha cambiado mi cuerpo, pero no creo que se vea más masculino”.

Es por eso que Rebecca ha comenzado a mostrar su cuerpo y su dieta basada en verduras, frutas, hidratos de asimilación lenta, grasas buenas y proteínas en Instagram. Un escaparate para mostrar al mundo que lejos de influir negativamente, las pesas pueden mejorar tu salud.

“Tranquila, no vas a convertirte en Hulk”, dice Rebeca.

Se ha comprobado que hacer solo cardio quema más grasa acumulada, pero que se pierde una gran cantidad de masa muscular en el proceso. Además, nuestro metabolismo no tardará en cambiar para evitar esta pérdida, haciendo cada vez más difícil que perdamos algo peso. 










Pinterest

Es cierto, los entrenamientos de fuerza pueden aumentar nuestro peso corporal, pero con algunos matices. Primero de todo, deja de fiarte de la báscula, a igual volumen, la grasa y el músculo no pesan lo mismo.

El músculo es más pesado, pero consume más recursos. En concreto, por cada kilo de músculo que tengas, quemarás 45 calorías en reposo. Así que, si tu objetivo es adelgazar, lejos de destruir musculatura haciendo solo ejercicios cardiovasculares, deberías entrenar fuerza para ganarla.

La mezcla perfecta

Ni es bueno matarse a cardio, ni como hacen algunos hombres, hacer solo pesas. Cada tipo de entrenamiento aporta una serie de beneficios para nuestra salud, y todos son necesarios, así lo confirman más de 200 estudios.

Pixabay

El cardio aumenta nuestra capacidad pulmonar, fortalece el corazón, moviliza los depósitos de grasa y libera endorfinas. Además, mejora nuestra agilidad, coordinación y equilibrio.

Los ejercicios de fuerza fortalecen nuestra musculatura, tonifican la piel, mejoran la postura y descargan el impacto sobre las articulaciones, a la vez que amplían nuestro rango y amplitud de movimientos.

Ninguno de estos dos entrenamientos estaría completo sin añadir una buena sesión de estiramientos para aumentar nuestra flexibilidad. 

Limitarse a un tipo de entrenamiento no es bueno.

Para rizar el rizo, los entrenamientos de intervalos de alta intensidad (HIIT), en los que se alternan varios ejercicios a diferentes velocidades, han demostrado ser mucho más eficaces que realizar una sola actividad a velocidad moderada durante una hora, por lo que introducir este tipo de rutina compondrá la mezcla perfecta.

Ya sabes, en la variedad está el gusto. Combina diversos ejercidos de fuerza y cardio para lograr una tabla de entrenamientos completa y divertida. Y por supuesto, no olvides establecer días de descanso y cuidar la dieta. Piensa en global.

What do you think?

0 points
Upvote Downvote