¡A la cama! 10 cosas muy negativas que le ocurren a nuestro cerebro si no dormimos

Publicado 14 agosto, 2020 por Elena
no-dormir
PUBLICIDAD

Desde pequeños hemos escuchado que es muy importante dormir para nuestra salud y bienestar general. Si no descansamos bien, no rendimos al día siguiente. Además, es fundamental dormir para que nuestro cerebro reorganice la información de ese día. La cantidad de sueño necesario varía según la etapa de desarrollo en la que estemos, pero se mantiene la necesidad de dormir un mínimo de horas y descansar bien para mantener un buen estado de salud.

En general, los adultos necesitamos entre 6 y 8 horas de sueño diarios, pero, por desgracia, tan sólo el 30% de nosotros duerme el tiempo necesario. ¿Qué sucede en nuestro cerebro cuando no dormimos? A continuación os contamos 10 de los efectos que tiene no dormir.

1. Puedes perder capacidad de memoria y es posible que crees recuerdos falsos

neurona

El hipocampo, situado en el lóbulo temporal, es la estructura encargada del procesamiento de la información para su posterior consolidación en la memoria a largo plazo. Si no duermes, no permites a tu cerebro repasar la información recabada durante el día para que pueda permanecer en el cerebro más tiempo y con mayor nitidez. Por eso es fundamental dormir bien antes de un examen, justo después de haber estudiado.

Debido a que el hipocampo no puede funcionar correctamente en un estado de privación de sueño, los recuerdos no quedan bien registrados en el cerebro. En un estudio encontraron que las personas que habían pasado la noche en vela tendían a incluir falsos detalles en sus recuerdos.

2. Aumentan tus niveles de ira

enfado

Seguro que cuando no habéis dormido bien, habéis cambiado vuestros horarios de sueño o directamente no habéis podido dormir en toda la noche, os notáis más irritables durante el día siguiente. La privación de sueño hace que estemos más alerta para los eventos negativos, que malinterpretemos expresiones faciales e incluso que estemos más dispuestos a involucrarnos en peleas y discusiones.

Esto puede deberse a la interrupción de conexión que se da entre la amígdalacentro emocional de cerebro, y el córtex prefontal. Cuando estas dos áreas se comunican correctamente, se puede llevar a cabo una apropiada regulación emocional.

3. Puedes perder volumen cerebral

Los adultos que no duermen las horas necesarias tienen un menor volumen en los lóbulos frontal, temporales y parietales. Aún se necesita investigar qué factor va antes: si no dormir conlleva pérdida neuronal o si la previa pérdida neuronal puede hacer que durmamos menos.

4. Tu discurso pierde fluidez y coherencia

Los lóbulos temporales son los encargados de procesar todo lo relacionado con el lenguaje. Es un área que se encuentra muy activa en personas que duermen y descansan bien; en personas que duermen pocas horas, se encuentra bastante inactiva, lo que conlleva problemas a la hora de construir un discurso coherente.

5. El ingenio también pierde potencia

Cuando hemos dormido poco o mal, no estamos especialmente avispados al día siguiente. Los comentarios ingeniosos se nos ocurren tarde y nos cuesta seguir una conversación que cambia rápidamente. La privación de sueño afecta a nuestro pensamiento divergente, que es la parte creativa de nuestra inteligencia.

6. Se altera el control sobre la comida

comida

Cuando el cerebro no se encuentra bien descansado, el córtex prefrontal, encargado del control decisional, se encuentra hipoactivado mientras que la amígdala, centro emocional, está hiperactivada. Estos cambios provocan que los procesos cognitivos encargados de realizar juicios y controlar nuestras acciones no se realicen correctamente. Este malfuncionamiento puede llevarnos a comer más de lo debido, hasta llegar a darnos verdaderos atracones.

7. También se aumentan las decisiones que conllevan riesgo

En línea con lo anteriormente mencionado sobre el funcionamiento deficitario de nuestros procesos de control y decisión, la privación de sueño puede llevarnos a tomar decisiones que conllevan un alto riesgo, ya que no lo valoramos correctamente. El centro de recompensa cerebral se encuentra muy activado, haciéndonos creer que va a salir bien, mientras que el centro de castigo, la ínsula anterior, está menos activada, es decir, si perdemos, no pasa nada.

8. Cuidado con las alucinaciones

cerebro alucinacion

Un cerebro que ha obtenido suficiente sueño y descanso es capaz de procesar la estimulación sensorial por separado, además de separar los datos relevantes de los no relevantes, así como distinguir qué forma parte del entorno y qué está en nuestra cabeza. Cuando el cerebro se encuentra cansado, se satura más rápidamente, lo que puede hacer que mezclemos estímulos y sensaciones entre sí y con nuestros propios pensamientos, dando lugar a alucinaciones.

9. Si no duermes, estarás todo el día en las nubes

Si ya solemos perder la atención de vez en cuando, imagina tras una noche sin dormir. Cuando nos aburrimos las conexiones entre el lóbulo frontal y el parietal se hacen menos intensas, es decir, «desconectamos» de lo que estamos haciendo porque no nos interesa. En el caso de no haber dormido, se da incluso un mal procesamiento visual, lo que muestra un grado de desconexión aún mayor del entorno.

10. En general, no dormir produce daño cerebral

cerebro

Es importante saber que una vez que las neuronas mueren, no se regeneran ni nacen nuevas. Por lo tanto, no podemos decir que ya recuperaremos sueño, pues, aunque te sientas más descansado al día siguiente, tu cerebro puede no recuperarse nunca de ese daño.

PUBLICIDAD


PUBLICIDAD
Otros artículos de esta categoría...
Aceptar
¡Suscríbete gratis!
Hola 👋
¿Quieres recibir estas noticias en tu WhatsApp? Puedes cancelar en cualquier momento y no tiene ningún coste.

Pulsa en "Aceptar" y se te abrirá WhatsApp para confirmar.