El autobús en mitad de la nada al que la gente se juega la vida por ir

Publicado 7 marzo, 2020 por Alberto Díaz - Pinto
autobus-into-the-wild
PUBLICIDAD

Hace casi 30 años, un joven graduado estadounidense donó todas sus pertenencias a la caridad y se fue solo a comenzar una nueva vida. Después de llegar a Alaska -antes había estado por Arizona, California y Dakota del Sur-, Chris McCandless se instaló en un autobús abandonado de Fairbanks, que generalmente usaban los cazadores como refugio.

Estaba viviendo su sueño: «vivir de la tierra, lejos de la civilización y manteniendo un diario de vida que describiera su progreso físico y espiritual, enfrentándose a las fuerzas de la naturaleza«. Sin embargo, a los cuatro meses había muerto.

Las entradas de su diario inspiraron un libro y luego una película, ambos titulados Into the Wild. Desde entonces, el libro y la película han influido en una nueva generación de personas que quieren escapar de «la vida de nueve a cinco» y se embarcan en busca de aventuras.

Autobús Chris McCandless

Recreación del autobús abandonado donde vivió Chris McCandlees. Paramount / Cortesía Colección Everett

Un autobús en mitad de la nada

Popularmente conocido como «Magic Bus», el autobús se encuentra en el centro de Alaska, en el extremo norte del Parque Nacional Denali. El pueblo más cercano se encuentra a unos 30 kilómetros y, para llegar hasta el famoso vehículo, los visitantes tienen que cruzar el río Teklanika.

A pesar de las contundentes advertencias de las autoridades locales, la gente todavía parece decidida a visitar el autobús. Pero al hacerlo están poniendo en riesgo sus vidas.

De hecho, hasta la fecha han muerto dos personas tratando de llegar hasta él. La más reciente fue la recién casada Veramika Maikamava, de 24 años, quien murió ahogada mientras intentaba cruzar el río Teklanika junto a su marido el pasado julio. La otra víctima, Claire Ackermann, murió en las mismas circunstancias en 2010.

Además, hace unas semanas cinco excursionistas italianos que buscaban el famoso autobús fueron rescatados, uno de ellos con los pies congelados, después de perderse 13 millas de donde se suponía que debían estar.

¿Qué hace que la gente vaya al autobús, a pesar del peligro?

Martina Treskova, quien viajó al autobús con su pareja hace tiempo siendo consciente del peligro, explicó: «existe la idea de huir de la sociedad, de no estar atados a lo que todo el mundo espera de ti, de perderte en el desierto y volver a conectarte contigo misma. Allí nos sentimos conectados con McCandless y realmente felices«.

La mayoría de los que emprenden la ardua tarea de llegar hasta el autobús se ven inundados por ese mismo sentimiento. Sin embargo, los lugareños lo ven de manera diferente. «Creo que debería trasladarse a algún lugar cercano de Healy, donde la gente pueda visitarlo con seguridad«, comenta Jon Nierenberg, un residente de la zona.

Clay Walker, el alcalde de la ciudad de Denali, se pregunta si quitar el autobús resolverá el problema. «Tal vez siempre haya gente que se sienta atraída por el lugar y quieran probarse contra los elementos de Alaska«.

Una trágica aventura que inspiró un libro y una película

En 1995, el periodista y escritor estadounidense Jon Krakauer publicó la novela Into The Wild, donde narraba el fascinante periplo de Christopher McCandless. De hecho, la novela cuenta los hechos desde el punto de vista de las últimas personas con las que Chris interactuó antes de internarse en las salvajes tierras de Alaska, lugar donde finalmente encontraría su muerte.

Años más tarde, en 2007, se estrenó la película, también llamada Into The Wild, inspirada en el libro de Krakauer y dirigida por Sean Penn, la cual fue muy aclamada por la crítica.

Si os gustaría meteros en la piel de Chris McCandless, personalmente os recomiendo alguna de estas dos opciones. Pero para quienes busquen aventura, os dejamos la ubicación exacta del famoso autobús:

Vía: BBC

PUBLICIDAD
hazloconmigo



PUBLICIDAD
Otros artículos de esta categoría...
.