15 habilidades sociales que todos los niños deberían tener para ser felices en la vida

Publicado 14 mayo, 2020 por Vanessa P.
habilidades-ninos
PUBLICIDAD

Los seres humanos somos seres sociales, y por ello necesitamos adquirir habilidades sociales para poder interactuar con los demás de manera efectiva. En gran medida, nuestra felicidad depende de nuestra relación con el entorno y con otras personas. No poseer ciertas habilidades sociales termina determinando nuestro comportamiento y puede crearnos conflictos en la vida diaria. Es importante que las habilidades sociales vayan adquiriéndose desde la infancia, por ello hemos preparado una lista con 15 habilidades sociales que debemos tener desde que somos niños para poder ser felices en la vida. 

niños con habilidades sociales

1. Autorregulación de emociones

La autorregulación emocional es clave a la hora de tener una buena convivencia con otras personas, y es necesaria para ser feliz. Ser consciente y saber regular las emociones es necesario para desarrollar nuestro bienestar y poder afrontar las situaciones de una mejor manera.

2. Mostrar que no se está de acuerdo de una forma respetuosa

La asertividad y el respeto son dos habilidades sociales muy importantes a la hora de mantener nuestro bienestar personal y establecer límites en relación a ciertas personas o temas. Aprender a mostrar y defender nuestro punto de vista sin olvidarnos de respetar las opiniones ajenas ayuda a que tengamos una comunicación eficiente y a que otras personas estén dispuestas a relacionarse con nosotros.

3. Usar un lenguaje positivo con uno mismo

Es tan importante tratar bien a los demás como tratarnos bien a nosotros mismos. El diálogo interno es una práctica terapéutica y necesaria emocionalmente para poder tratarnos de una forma correcta. Si se entrena el diálogo positivo con uno mismo, el cerebro funciona mucho mejor, aumenta nuestra autoestima y gestionamos mejor las emociones.

4. Leer indicaciones y señales

El mundo está lleno de señales e indicaciones que debemos seguir para poder vivir en sociedad. El aprendizaje de todas estas señales es muy importante desde la infancia, ya que nos asegura que creceremos adaptándonos correctamente al mundo en el que vivimos y a las normas sociales que tenemos que seguir.

5. Compartir

La felicidad no hace más que aumentar cuando compartimos lo que tenemos con los demás. Dejar el egoísmo atrás es vital para poder establecer relaciones sanas y mutuas desde que somos niños.

compartir juguetes niños

6. Mostrar empatía

Ponerse en el lugar del otro y saber lo que siente o incluso lo que está pensando es necesario para establecer relaciones con otras personas y saber cómo tenemos que comportarnos en cada situación.

7. Expresar sentimientos

Expresar nuestros sentimientos y escuchar a otra persona expresarlos mejora las relaciones interpersonales, ya que con ello estamos facilitando tanto que nos comprendan como que la otra persona sea y se sienta comprendida. Cuando una persona es reconocida emocionalmente y reconoce a otra, la confianza aumenta y la relación mejora.

8. Tomar turnos

Como personas que estamos continuamente en contacto con los demás desde niños, es importante que aprendamos a una edad temprana a negociar con los demás, a esperar nuestro momento y a respetar el espacio ajeno. Ya sea en el trabajo, con los amigos, o en casa, al crecer nos convertimos en negociadores que tienen que afrontar conflictos a diario y tienen que adaptarse al contexto. Para poder establecer relaciones sanas y ser feliz es muy importante manejar los tiempos, mantenerse relajado y tener paciencia.

9. Pedir perdón

Nadie es perfecto, y nosotros tampoco. Saber aceptar que los demás se equivocan y que nosotros mismos también es muy importante incluso cuando somos niños. Muchas veces somos muy orgullosos o demasiado duros con nosotros mismos y con los demás. Saber pedir perdón y perdonar los errores de otras personas (y los nuestros) es vital para poder lidiar con las emociones negativas y cuidar de nuestro bienestar.

10. Mantener la calma en momentos de estrés

Es fácil sentirse sobrepasado en los momentos de estrés, pero entrar en una espiral de sentimientos negativos y nerviosismo no hace más que empeorar la situación. Tener una mente positiva y afrontar las situaciones estresantes con optimismo ayuda a tener una vida más feliz y a obtener mejores resultados. Además, favorece que otras personas quieran relacionarse con nosotros.

llevar con calma las situaciones de estrés habilidades sociales

11. Buscar soluciones usando una lluvia de ideas

Desde niños debemos entrenar nuestra creatividad y nuestra imaginación, y practicar la lluvia de ideas como método para solucionar problemas es algo que puede ayudarnos. Al crecer, tendremos que realizar muchos brainstorming, ¿Qué mejor que empezar practicando de niños? Esto nos convierte en adultos creativos que saben cooperar con los demás y usar el pensamiento divergente para conseguir un objetivo.

12. Expresar ideas, sentimientos y pensamientos

Saber expresar lo que sentimos o lo que pensamos es clave a la hora de relacionarnos con los demás. Es importante que desde niños vayamos desarrollando tanto un lenguaje claro como unas buenas capacidades de improvisación y un lenguaje no verbal que nos permita que los demás entiendan lo que queremos transmitir.

13. Escucha activa

Saber escuchar es muy importante en la comunicación entre personas. En ocasiones no nos damos cuenta, pero pasamos demasiado tiempo pensando en lo que nosotros mismos decimos, y muy poco tiempo atendiendo de manera activa al otro. Ser consciente de las emociones y del lenguaje no verbal es esencial para poder conectar con otra persona y establecer relaciones sanas.

14. Respetar el espacio personal

Las personas están más dispuestas a relacionarse con nosotros si mostramos respeto hacia su privacidad, su espacio personal y sus propios valores e ideas. La falta de respeto en ese sentido suele ser una actitud tóxica y muy odiada que erosiona las relaciones y crea rechazo hacia los demás. Por ello, es muy importante que desde pequeños respetemos y hagamos respetar nuestro espacio, de cara a tener relaciones sanas y ser felices.

15. Seguir indicaciones

Ahora tenemos a nuestra disposición aplicaciones interactivas que nos muestran el camino que tenemos que seguir para llegar a nuestro destino y que nos informan sobre donde estamos. A pesar de ello, sigue siendo muy importante que cuando somos niños aprendamos a utilizar un mapa, a ubicarnos en el espacio y a seguir indicaciones que los demás nos dan. Esto refuerza nuestra memoria espacial.

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Otros artículos de esta categoría...
Aceptar
¡Suscríbete gratis!
Hola 👋
¿Quieres recibir estas noticias en tu WhatsApp? Puedes cancelar en cualquier momento y no tiene ningún coste.

Pulsa en "Aceptar" y se te abrirá WhatsApp para confirmar.