in

La compresa con aloe vera congelada: el mejor truco para sobrellevar los dolores postparto

Hemos oído cientos de veces lo bonito que es dar a luz. Las madres describen el parto como una de las experiencias más bonitas de su vida, y nadie duda que lo es, pero muchas se olvidan de contar algunas cosas menos bonitas.

El parto es posiblemente el proceso biológico más doloroso al que se enfrenta una mujer. Las que son sometidas a cesárea, pasan hasta seis semanas de recuperación, dos de ellas a base de analgésicos. Quienes tienen un parto vaginal, pueden sufrir desgarros e incluso fracturas en el coxis, por no hablar de la posible necesidad de una episiotomía. Ellas también pasan semanas hasta que empiezan a olvidarse del dolor y vuelven a encaminarse hacia la normalidad.

Algunas mujeres incluso sufren contracciones postparto. Conocidas popularmente como “entuertos”, son doloroso movimientos del útero que sirven para expulsar restos biológicos y que pueden prolongarse hasta una semana tras dar a luz.

Para luchar contra estas molestias, miles de mujeres publican en internet sus vivencias y trucos, con el fin de ayudar a otras. Elisa Castellanos es una de ellas, y se ha hecho famosa entre las madres de las redes sociales gracias a un truco que ha publicado en su perfil de Facebook.

Elisa ha sufrido muchos dolores después de dar a luz a su hija Stella, así que puso en práctica una idea revolucionaria que había visto en Pinterest. Empapó una compresa en aloe vera y la metió en la congelador durante unas horas. Esta es su experiencia:

“A todas mis amigas embarazadas… ¡tenéis que saber esto antes de ir al hospital! Las compresas congeladas que ayudan con la recuperación. Fueron un salvavidas cuando tuve a Stella, estoy haciendo algunas ahora para una amiga y quiero compartir la receta con vosotras. Super rápido y fácil de hacer, en 5 minutos ¡he hecho 20!

Necesitas:

  • Agua florar de hamamelis
  • Gel de aloe vera (lo puedes mezclar con un gel anestésico de farmacia si te han puesto puntos)
  • Compresas (¡cuanto más grandes mejor! Yo tenía algunas que me sobraron del hospital)
  • Aceite esencial de lavanda (opcional, también puedes usar otro… o ninguno)

Qué hacer:

  • Desenvuelve la compresa y ¡no la separes del envoltorio!
Facebook – @castellanoselisa
  • Para cada compresa necesitas unas 2 cucharadas de hamamelis, 1 cucharada de gel de aloe vera y un par de gotas de aceite.
Facebook – @castellanoselisa
  • Mézclalo todo y colócalo en la compresa, luego dóblala y cierra el envoltorio.
Facebook – @castellanoselisa
  • Mételas todas en una bolsa de congelados ¡y al congelador!”.
Facebook – @castellanoselisa

 

El post de Elisa se ha hecho viral y ya tiene más de 123.000 compartidos en Facebook. Si conoces a alguna mamá que pueda necesitar este truco, no te olvides de contarle lo que tiene que hacer.

What do you think?

0 points
Upvote Downvote