¿Por qué los nietos son más altos que sus abuelos?

Publicado 21 octubre, 2020 por Sandra Morales
abuela-y-yo
PUBLICIDAD

Que los nietos sean más altos que los abuelos no es algo que nos resulte extraño, pero sí lo es ver cómo las generaciones venideras son cada vez más altas.

Es el caso de este joven, que visitó a su abuela y quiso hacerse una fotografía con ella. La imagen no dejó indiferente a nadie, ya que se hizo viral debido a la altura que separa a ambos familiares. ¿Será porque él es muy alto? ¿O porque la abuela es de estatura pequeña? Aun así, lo que sí que está claro es que los nietos son cada vez más altos que sus abuelos. Pero, ¿sabes a qué se debe?

La vida en el pasado

Si echamos un vistazo a las construcciones de siglos atrás, estas son muy diferentes a las de hoy en día. Cuando visitamos casas muy antiguas o incluso cuando hacemos turismo y nos adentramos en fortalezas y castillos, podemos comprobar que los techos y los marcos de las puertas se nos quedan muy pequeños a nuestra estatura. ¿Por qué los habitantes del pasado eran tan bajitos?

En los últimos 150 años el promedio de estatura de los seres humanos que viven en países industrializados se ha incrementado en 10-12 centímetros. Esto se debe a la evolución de varios factores: el estilo de vida, la nutrición y la medicina. 

Nuestros antepasados solían tener trabajos más precarios, por lo que su dieta era más pobre que la de ahora. En la actualidad disponemos de una nutrición muy variada, por lo que nuestra salud nos ha ido ayudando a crecer cada vez más. Es por esto que genetistas afirman que una mejora de la nutrición contribuye a que los aumentos naturales de altura se aceleren.

La selección natural

adn

Según un estudio sobre las perspectivas evolutivas sobre la variación en la altura humana, nuestro metabolismo está diseñado, en situaciones normales, para crecer en altura con mayor prioridad que crecer en anchura. Además esto es una ventaja reproductiva para las mujeres.

Desde la época de los primates hasta su respectiva evolución a seres bípedos, el canal del parto de las mujeres se vio notablemente reducido en orden a facilitar un equilibrio mecánico para desplazarse. El cerebro se hizo más grande pero tenía que pasar por un canal de parto más estrecho que antes. Unos huesos más largos frente a cuerpos más anchos se traduce en una mayor aprovechamiento de la energía, además de un canal pélvico más grande que permita un parto más sencillo. 

El estudio añade que existen algunas evidencias que sugieren que la variación de estatura ha dependido a lo largo de los años del clima. Así, la altura depende de la evolución de las condiciones climáticas, sobre todo en el hemisferio norte. Otra posible razón podría ser la relación entre la altura, la salud y los diferentes estatus sociales de cada persona.

La investigación concluye en que la altura no puede ser considerada como un rasgo puramente biológico, sino que depende de multitud de factores, como hemos visto: nutrición, desarrollo cerebral, eficiencia energética, entre otros.

Cambios corporales según la edad

cambios corporales

Nuestro cuerpo experimenta cambios durante toda la vida, y uno de ellos es el deterioro de los tejidos y los órganos internos, lo que hace que al llegar a ancianos la estatura disminuya. 

A partir de los 20 años comienza poco a poco el desgaste, pero no es hasta los 80 cuando el deterioro se hace muy elevado. A partir de los 70 se pierden capacidades físicas como la fuerza, la resistencia o el equilibrio. Es aquí cuando se reduce nuestra masa muscular. En otras palabras, la grasa va reemplazando al tejido muscular y nos volvemos cada vez más bajitos.

Pero no te preocupes demasiado, ya que cada cuerpo es distinto y todo dependerá de los hábitos alimentarios y de la actividad física que realicemos a lo largo de nuestra vida. 

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Otros artículos de esta categoría...