Este original palacio en forma de burbujas al sur de Francia se encuentra a la venta. Te lo enseñamos

Publicado 8 febrero, 2021 por Alberto Díaz - Pinto
palacio-burbuja
PUBLICIDAD

Cuando pensamos en una casa con vistas al mar, lo último que se nos ocurría imaginarnos es el palacete que venimos a mostraros hoy. Y no es por la cantidad de metros cuadrados de la propiedad, ni por las piscinas infinitas, ni por los 10 dormitorios o el auditorio con capacidad para 500 personas. No. Más bien, lo que no alcanzaríamos a imaginar es su forma.

El Bubble Palace, o Palais Bulles, («Palacio de las Burbujas», en español) fue una creación del diseñador de moda vanguardista Pierre Cardin y el arquitecto húngaro Antti Lovag. La propiedad, situada en una cordillera volcánica con vistas al Mar Mediterráneo en el sur de Francia, fue construida entre 1975 y 1989. Sin embargo, a día de hoy y desde 2016, este palacete futurista de inspiración primigenia se vende.

Al parecer el Palacio de las Burbujas salió a la venta en 2016, de la mano de la prestigiosa inmobiliaria Christie’s y, según diversas fuentes, lo hizo con un precio de, agarraros los pantalones, entre 335 y 350 millones de euros.

El sueño arquitectónico de Pierre Cardin: el Palacio de las Burbujas

palacio de las burbujas bubble palace arquitectura vanguardista

Si bien no se puede negar que la construcción se encuentra a la vanguardia de la arquitectura contemporánea, pese a ser de los años 80, lo cierto es que aún sigue esperando a un comprador que se sienta tan atraído por ella como sus progenitores.

La icónica vivienda cuenta con 1.200 metros cuadrados construidos, repartidos entre sus numerosas burbujas que, en realidad, son las estancias de la casa. Entre ellas, destacamos el salón panorámico, una sala de recepciones, 10 suites decoradas por artistas contemporáneos, 29 habitaciones y 11 baños. Cada burbuja presenta grandes aberturas redondeadas, que bañan el interior de la luz del sol, mientras reflejan el mar salpicado de veleros.

casas increíbles palacio de Pierre Cardin interior Palacio Burbuja

También cuenta con un auditorio al aire libre para 500 personas, con vistas al mar y a la impresionante bahía de Cannes. Además, los jardines, estanques y piscinas se ensamblan en un paraíso precursor que se extiende sobre más de 8.500 metros cuadrados de terreno.

Según Michaël Zingraf, fundador de la agencia inmobiliaria que tiene los derechos de venta: «Es una escultura, una obra de arte. Un inmueble para un amante de la arquitectura«.

piscina Palacio de las Burbujas piscina infinita

Adquirida en 1992 por Cardin, la casa fue un destino muy popular en las fiestas celebradas en la Riviera Francesa a finales de la década de 1980. Actualmente, el célebre palacio sigue siendo el hogar de muchas fiestas, organizadas por quienes lo alquilan por la friolera cantidad de 30.000 € diarios. También se utiliza a menudo para albergar eventos de moda, como sesiones de fotos o incluso desfiles.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Théoule-sur-Mer (@palaisbulles)

Un diseño vanguardista

piscina del Bubble Palace escaleras del palacio de las burbujas

Nacida de la voluntad del hombre, esta singular casa de múltiples módulos ondulados y esféricos, salpicada de terrazas y estanques, se suspende, entre el cielo y el mar, frente al Mediterráneo.

Las 24 cúpulas de las que está conformada la vivienda, pretenden homenajear las primigenias formas de vida en las cuevas durante los albores de la Humanidad.

salón muebles modernos diseño de interiores palacio burbuja

Casi todos los muebles son obra de los propios Lovag y Cardin. No obstante, también hay obras de otros artistas contemporáneos, como Pierre Paulin y Claude Prévost. Entre las piezas, muchas de las cuales únicas y cuyo precio está incluido en el de venta, encontramos camas redondas que requieren ropa a medida, asientos circulares y escritorios y tocadores con bordes curvados.

Bubble Palace de Pierre Cardin

En definitiva, se trata de una hermosa utopía arquitectónica hecha realidad solo al alcance de unos pocos. ¿Y a vosotros qué os ha parecido?

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD
Otros artículos de esta categoría...