La ruta belga que puedes hacer en bici atravesando el agua

Publicado 27 febrero, 2020 por Alberto Díaz - Pinto
ruta-bici-belga
PUBLICIDAD

Después de conocer algunas de las maravillas ocultas de los Países Bajos, hoy, queridos amantes del ciclismo, venimos a hablaros de una ruta que, si no habéis realizado aún, no podéis dejar de hacerlo. Y es que hay lugares pensados para recorrer en bicicleta capaces de quitar el hipo a cualquiera.

Y es que ahora, cruzar un lago artificial en bicicleta es posible, pero solo si viajáis a Bélgica. Dentro de la reserva natural de Wijers se encuentra un insólito carril bici de 212 metros de largo, que separa las aguas de un lago que rezuma vida allá donde miremos. Sin duda, la idea de cruzar las aguas al más puro estilo Moisés, se ha convertido en uno de los destinos preferidos por los apasionados de las bicis.

Esta maravilla de la ingeniería fue inaugurada en 2016 y, desde entonces, ha sido recorrida por más de medio millón de aficionados al mundo de la bicicleta. Su situación, en mitad de la región lacustre más impresionante de Bélgica, Bokrijk-Genk, es un valor añadido que hacen de esta ruta ciclista acuática un lugar único.

Una ruta ciclista única a través de las aguas

Cuando llegamos al tramo central de la ruta el suelo desciende de manera que solo las cabezas ascienden por encima del agua, convirtiéndose en las instantáneas más populares entre los usuarios de las redes sociales.

familia-bici-Bokrijk-Genk

©Luc Daelemans

Mientras atravesamos esta ruta acuática en bici, es muy normal advertir la presencia de cisnes y patos, los cuales están muy acostumbrados al tránsito. Del mismo modo, la zona se ha convertido en el hábitat de miles de anfibios que pueblan las aguas de esta maravilla natural.

patos-Bokrijk-Genk

©Luc Daelemans

El proyecto ciclista no solo han estimulado la conservación de este museo al aire libre en Bokrijk, sino que también ha servido para potenciar el turismo en la zona, la cual cuenta con 700 hectáreas de pequeños y grandes lagos.

ruta-bici-Holanda-4










burolandschap

Pero no penséis que solo se puede atravesar en bici. Muchos paseantes y amantes de la naturaleza acuden para deleitarse y tomar algunas fotos.

Bokrijk-Genk-en-bicicleta

©Luc Daelemans

Un tesoro lacustre en Bélgica

El área del lago occidental de Bokrijk es parte de Wijers, en el distrito lacustre más grande de Bélgica, y el hogar de una gran cantidad de animales, aves y plantas. De hecho, la zona está protegida del Espacio Económico Europeo (EEE), pues es un auténtico paraíso.

Se trata de una zona que ha ido experimentando mejoras con el tiempo. En los siglos XIII y XIV, los sacerdotes de Herkenrode crearon lagos artificiales de pesca. En la actualidad, los paisajistas de Buro Landschap han desarrollado un proyecto destinado a realizar mejoras ambientales y paisajísticas.

Entre ellas podemos incluir el museo al aire libre para ciclistas, así como la restauración de la fauna, como la rana arbórea y la gran agua madre de salmuera, y la flora de los lagos. Un proyecto que presta especial atención al equilibro armonioso entre la ecología y la economía, así como el papel clave que juegan la educación y el turismo.

La zona cuenta con acceso a la red de rutas en bicicleta, por lo que conocer la historia acerca del pasado y el futuro de Wijers está, ahora más que nunca, al alcance de cualquiera.

A continuación os dejamos con un vídeo con el que podréis haceros una idea más aproximada de lo maravilloso que sería atravesar este sendero acuático con vuestra bici. ¡Disfrutadlo!

Fuentes: burolandschap, Youtube / Visit Limburg, visitlimburg

PUBLICIDAD
hazloconmigo



PUBLICIDAD
Otros artículos de esta categoría...
.