in

Se desvelan los posibles motivos que llevaron al suicidio al cantante de Linkin Park

El pasado 20 de julio, el mundo fue sacudido por una triste noticia: el líder del grupo Linkin Park, Chester Bennington, se quitaba la vida. Tenía 41 años y deja esposa y 6 hijos. 

La primera noticia sobre su fallecimiento ha hizo el diario TMZ, citando sus fuentes policiales. Millones de fans y aficionados quedaron sobrecogidos, pero permanecieron a la espera de que se confirmaran los trágicos hechos. Más tarde, los investigadores del Departamento de Policía confirmaban la triste noticia y compartían algunos detalles sobre el incidente.

Bennington se quitó la vida en su residencia de Palos Verdes Estates, cerca de Los Ángeles, a las 9:08 am, hora local, cuando su familia no se encontraba en la ciudad. La muerte fue comunicada como suicidio por ahorcamiento, aunque la causa oficial está pendiente de la autopsia. 

El músico acababa de volver de Arizona, donde vivió su infancia, el día anterior. 

El jueves era un día de trabajo como cualquier otro para Linkin Park. El grupo publicó ese día su último vídeo, Talking to Myself, mientras la muerte de su cantante daba la vuelta al mundo. Esa mañana tenían prevista una sesión de fotos.

Cabe destacar que, en mayo de este mismo año, un amigo muy cercano a Chester, Chris Cornell -guitarrista, compositor y cantante del grupo Soundgarden-, también se quitaba la vida. El pasado 20 de julio, justo el día que Chester se suicidó, hubiera cumplido 53 años. 

Según parece, ambos cantantes estaban muy unidos. De hecho, tras su suicidio, Bennington escribió a Cornell en una carta pública: No puedo imaginarme un mundo sin ti, por lo que debió afectarle profundamente.

También cabe señalar que la vida del líder de Linkin Park no fue fácil al principio. Tuvo una infancia muy complicada, incluyendo abusos por el amigo de su padre. Esto dejó una profunda huella en su carácter, pues a menudo le costaba abrirse a la gente y hubo un tiempo en el que se refugiaba en el alcohol y las drogas. Con el tiempo, el cantante logró salir de todo aquello y se le veía feliz.

Chester tenía 6 hijos, 4 de su esposa, Talindoy Bentley, y 2 que posteriormente adoptaron.










Irónicamente, solo un minuto después del suicidio de Bennington, el canal oficial de Linkin Park publicaba su último vídeo, Talking to Myself, el cual podéis ver a continuación:

El mundo de la música aún sigue de duelo, pero Chester Bennington seguirá viviendo en el corazón de la gente. Después de todo, hemos crecido con sus letras y canciones, las cuales han ayudado a millones de personas con problemas. Descansa en paz, artista.


What do you think?

0 points
Upvote Downvote