in

Si la música te pone la piel de gallina, tu cerebro podría ser especial

¿Alguna vez has escuchado una canción y los pelos de tu brazo se han erizado como escarpias? Apuesto a que hay canciones y voces que consiguen estremecerte durante unos segundos. 

Experimentar sensaciones como la piel de gallina o un nudo en la garganta cuando escuchamos música es bastante raro y especial.

Matthew Sachs, exalumno de Harvard, realizó un estudio con sujetos que sufrían escalofríos al escuchar la música para determinar por qué ocurre esto.

En el experimento participaron 20 estudiantes, 10 de los cuales habían admitido haber experimentado las sensaciones mencionadas escuchando música. Los otros 10 asumieron que no les había ocurrido nunca, así que Sachs realizó exploraciones cerebrales a todos ellos.

Descubrió que aquellos que habían logrado forjar un apego emocional y físico a la música, en realidad, tenían distintas estructuras cerebrales que los que no lo hicieron. La investigación mostró que tendían a tener un volumen más denso de fibras que conectan su corteza auditiva con áreas que procesan las emociones, lo que significa que los dos pueden comunicarse mejor.

Los hallazgos de Sachs han sido publicados en Oxford Academic, y citados por la revista Neuroscience:

La idea es que cuanto más fibras y mayor eficiencia entre dos regiones, significa que se tiene un procesamiento más eficiente entre ellos.

Es decir, que si sentís escalofríos con la música, es más probable que sintáis emociones más fuertes e intensas. Además, estas sensaciones pueden estar asociados con recuerdos vinculados a una determinada canción, que no pueden ser controlados en un laboratorio.

Aunque el estudio no fue a gran escala, Sachs está profundizando aún más en el tema, investigando la actividad cerebral cuando se escuchan canciones que registran ciertas reacciones. Al hacerlo, espera aprender qué causa neurológicamente estas reacciones, por lo que sus hallazgos podrían ser usados en un futuro para tratar ciertos trastornos psicológicos.

La depresión causa una incapacidad para experimentar el placer de las cosas cotidianas. Podrías usar música con un terapeuta para explorar sentimientos“, afirma Sachs.

What do you think?

0 points
Upvote Downvote