in

Inventan un dispositivo que permite comunicarte en cualquier idioma aunque no lo conozcas

A todo el mundo le gusta viajar. Conocer otras culturas, otros paises, es toda una experiencia. En cada lugar tienen sus costumbres, su cultura y, por supuesto, su idioma. La barrera idiomática es el principal escollo que nos encontramos cuando viajamos a otros países. No es de extrañar, ya que existen más de 6,500 idiomas como tal en nuestro planeta.

Según los neurofísicos nuestro cerebro está capacitado para hablar 20 ó 25 idiomas, como mucho, con fluidez. Por supuesto llegar a esta cifra exige un esfuerzo y tesón considerable. Pero este “problema” parece que tiene los días contados, y nunca mejor dicho.

En navidades de 2017 tiene prevista su aparición en el mercado un dispositivo llamado Travis. Este aparato pretende ser el primer traductor de voz personal instantáneo y portátil. En su interior cuenta con las 80 lenguas más habladas del planeta. Sus creadores pretenden ir añadiendo más y más idiomas con el paso del tiempo.

Según nos cuentan en su campaña de financiación Travis traduce cualquier conversación de un idioma a otro en menos de 2 segundos. Esto hace que podamos entablar una charla con un japonés o un alemán, sin conocer su idioma, de forma fluida.

Además Travis también incorpora una avanzada inteligencia artificial. Esta I.A. permite que el aparato aprenda expresiones, modismos, frases hechas etc de una forma automática, mejorando así las traducciones. En resumen, que el aparato va aprendiendo con el uso y cada vez traduce mejor nuestra forma de hablar.

Vamos a lo importante, precio y duración de la batería. Actualmente Travis se encuentra en una campaña de financiación de Indiegogo. Si compramos el aparato apoyando dicha campaña nos costará 129$ más gastos de envío y lo recibiremos este verano. Si preferimos esperar a que llegue a las tiendas tendremos que aguardar a navidades y su precio será de 199$.

La duración de la batería es otra ventaja frente a las aplicaciones móviles de traducción. Travis tiene una duración de hasta 7 días en modo espera y entre 6 y 12 horas en uso, dependiendo de si se encuentra conectado a internet o no.

Travis cabe perfectamente en cualquier bolsillo, dispone de un altavoz, cascos y una pantalla lcd donde se seleccionaremos los idiomas a traducir. En el siguiente vídeo veremos como traduce rápidamente una conversación del inglés al castellano y viceversa

Si finalmente el producto cumple todo lo que nos están diciendo podemos estar ante una auténtica revolución. Decir adiós a las barreras idiomáticas puede ser un gran impulso para el turismo a nivel mundial. Eso si, a las academias de idiomas no creo que les haga mucha gracia este invento. ¿Te gustaría tener un Travis?

What do you think?

0 points
Upvote Downvote