Cansada de los tóxicos y caros productos de limpieza?

El vinagre de limón, abrillanta, desinfecta y da muy buen olor además de ser barato.

Ideal para cocina y baño, sobre todo zonas sucias de cal, jabón o grasa: placas de cocina, fregadero, grifos, azulejos, bañera, wc…

Truco: 

Por la noche, echa un chorrito de vinagre de limón sobre la superficie a limpiar, a la mañana siguiente frota y aclara con el estropajo que uses normalmente, verás que fácil sale la suciedad, y que brillante lo deja. 

Esperanza @panchi


Publicado en Hogar